Alta traición

En la Secretaría hay un traidor o un inepto. Espero que sea un traidor, los ineptos son más dañinos (Mario Vargas Llosa: La Fiesta del Chivo).

(Esa ya la había puesto, pero es que venía al pelo. Tal vez convenga poner, además, otra):

―Drummond ―dijo Basil bruscamente―, esta tarde se encuentran aquí muchas personas buenas y muchas personas sensatas. Pero desgraciadamente da la casualidad de que todas las personas buenas están locas, y todas las que hay sensatas son malvadas (G.K. Chesterton: El club de los negocios raros).


Y bang, bang.

Aviso a traidores.



Ya está claro que se quiere desmontar la ciencia pública en España. Lo tenemos asumido. Ahora trataremos de ver por qué.

Si bien la sanidad y la educación públicas suponen un problema para los que quieren hacer negocio con ellas, no ocurre exactamente igual, en mi opinión, con la ciencia. Es decir, que si se logra desmontar tanto la sanidad como la educación, será un buen negocio hacerlas, ambas, de pago, si lo que se busca es la “calidad y la excelencia”. Hacinemos a los enfermos en los hospitales públicos, quitémosles recursos a los médicos de esos hospitales y dupliquemos el número de sus pacientes. Bajémosles el sueldo de manera que quien de verdad quiera ganar mucho se tenga que ir a la privada. Y en la educación, exactamente lo mismo: cincuenta alumnos por clase, menos salario al profesorado… igual. Cuando alguien quiera que sus hijos reciban una educación esmerada y acorde con sus ideas, lo tendrá que llevar al centro educativo que los destructores de lo público (o sus amigos, o sus pagadores) hayan montado. Negocio redondo.

Pero una vez desmontado el sistema público de ciencia, no hay sustituto posible. No hay ganancia, no hay negocio.

Así que caben dos posibilidades: o son imbéciles (no descartemos nada) o tienen intereses ocultos. Pero esos intereses no pueden estar dentro de las fronteras porque, por ningún lado que intentemos pillarlo, el desmantelamiento de la ciencia nacional puede tener beneficio alguno para el país.

Así que tal vez la directriz de hacer una nación exclusivamente de servicios (nada en contra de que existan, pero sí de que sea el único trabajo existente) tiene que venir de otros países que se benefician del derrumbe de nuestra capacidad innovadora.

¿Ok?

Pues eso nos podría llevar nada menos que a la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre del Código Penal,

que en su
CAPÍTULO II
describe los

Delitos que comprometen la paz o la independencia del Estado
y en su
Artículo 589
dicta que
El que publicare o ejecutare en España cualquier orden, disposición o documento de un Gobierno extranjero que atente contra la independencia o seguridad del Estado, se oponga a la observancia de sus Leyes o provoque su incumplimiento, será castigado con la pena de prisión de uno a tres años.

Y pocos me parecen, para un delito de traición al país.

Lo que me parece alucinante es que no se den cuenta de que la Historia los está mirando. En fin.

11 comentarios to “Alta traición”

  1. ronronia Says:

    Estrangular a un organismo público es fácil: disminuyes lo suficiente su presupuesto y ya no puede pagar a sus funcionarios.

    Lo que ha tenido que hacer el CSIC, tirar del dinero de proyectos es, corrígeme si me equivoco, la única salida a la situación en la que le han colocado los recortes.

    Las universidades también lo están haciendo. Muchas tienen caja única a la que va el presupuesto, el dinero de la Diputación, el de los proyectos, y a veces tienen que tirar de él para las nóminas y no queda para los proyectos, con lo que los grupos investigadores tienen que esperar a veces meses a recibir lo que ya es suyo.

    Creo que es pura estulticie e incomprensión. La única forma de recolocar los parados del ladrillo es crear industrias innovadoras y punteras. Las tradicionales ya fabrican más barato en el tercer mundo y los servicios caen junto con el poder adquisitivo de los ciudadanos. Y la innovación sólo puede surgir de la investigación.

  2. Microalgo Says:

    Yo ya he propuesto salir a gritar un poco, pero en mi centro no me hacen caso.

  3. ClementeMat Says:

    Erasmo de Rotterdam, en 1511, en su elogio de la locura (o de la estulticia como traducen algunos cultistas nada estultos), ya hablaba de estas cosas, pero en España estuvo prohibido el libro, y en otros países no. Sintomático. De entonces viene la gran afición de los españoles por hacer el gilipollas aplicando la ideología en vez del sentido común y de lo práctico al des-gobierno del Estado.

    Por cierto, el límite máximo legal en secundaria es de 33 alumnos en secundaria y 36 en Bachillerato. Nada de 50. Al menos en Andalucía.

    Y la educación les importa un bledo a unos y a otros. (Casi) todos ellos utilizan la educación privada (no confundir con los pobretones de la concertada), y la sanidad privada, a ser posible de los USA (y eso con lo malo que son los yanquis).

    Tengo mi opinión sobre quien ha hecho más daño a la educación en España, pero no quiero entrar en polémicas. Sólo diré que han conseguido que siempre se habla de educación, en vez de enseñanza. Y así nos va.

  4. Microalgo Says:

    Léase la entrada “les da igual” en el blog de Lola.

  5. Pasquino Says:

    La educación… si hubiera voluntad de construirla desde el conocimiento y la experiencia de quien está en las aulas, las evidencias de la investigación educativa, más un buen diseño de la formación para la docencia, otro gallo nos cantaría, pero… ¿emplear tiempo y recursos para conseguir algo bueno a largo plazo? Anda ya…

    Efectivamente, alta traición. Aquí (la universidad) ya nos están diciendo que hay demasiados titulados. Estrangular sus posibles salidas – las de los más brillantes, encima – es el argumento más fuerte que podrán utilizar.

    Y, por supuesto, despreciar ese potencial para el desarrollo de un país es de estultos. Y gilís. Y seguiría dedicándoles epítetos.

  6. Hugo Says:

    sinceramente yo creo que es cuestion de prioridades, en epoca de vacas gordas no habia problema y habia dinero para todo, pero en vez de consolidar plantillas haciendo contratos dignos, un tecnico de laboratorio cobraba menos que un empleado del Mercadona, (con todos mis respetos pero es un trabajador no cualificado) y ya que decir de los becarios…. la mano de obra esclava para los IP.
    Ahora con las vacas flacas para ellos primero es pagar a los funcionarios (para que no monten huelgas) losegundo financiar el mantenimiento y luego…. los proyectos. conclusión la Ciencia en España ha colapsado en su sistema de ineficiencia.
    Eso si de esta crisis solo van a salir los que se adapten mejor y muchas cosas van a cambiar entre ellas las financiaciones de proyectos y el estar comiendo de la sopa boba durante años con proyectos dados a huevo sin justificar nada.

  7. Confusio Segundo Nán Says:

    Me he leído la entrada del blog de Lola y me he cagado en la madre que los parió a los de arriba.

    Hugo, sin duda habrá casos como los que tú dices. Pero lo normal es gente interesada en lo que hace, que forma la masa oculta del iceberg que sostiene la punta blanca y brillante.

    Don Micro: esto no tiene sentido. Sé que son malvados y traidores, cuando hay caso para transferir dinero a Suiza.También tengo pruebas de que son ineptos (más dañinos, como dice Chesterton).

    La pregunta es: ¿Cuándo llegarán los locos de corazón, o cuándo los traeremos?

    Nota aparte: varios amigos míos que andan por el extranjis para poder comer, han recibido una notita de un Jefe de la Cosa que les recuerda que se formaron en España y que son un orgullo para el país, porque con sus investigaciones están mejorando la Marca España. La respuesta de estos amigos ha sido firmar los papers y notas como investigadores del país que les paga y da los recursos necesarios.

    Repito, los locos buenos, ¿dónde coño están?

  8. Confusio Segundo Nán Says:

    No sé si se os pasó este artículo, “El ‘caso CSIC’ o la banalidad del mal”,

    http://elpais.com/elpais/2013/07/15/opinion/1373908408_301347.html

    Pero es REALMENTE BUENO

  9. Microalgo Says:

    Lo vi, lo vi, Nán.

    Hugo: el becario brasileño que estuvo en mi anterior proyecto de investigación (del que fui IP) se sacó siete publicaciones dentro del proyecto (todas en el primer cuartil, es decir, entre el 25% de las mejores revistas del área) y le dieron el premio extraordinario de doctorado. Gracias a todo eso pilló una post-doctoral y, si no nos hubieran mangado los remanentes que teníamos, probablemente lo reincorporaríamos ahora con una Juan de la Cierva. Además de todo esto, se lo pasó pipa. Nunca tuve consciencia de tener un esclavo en el laboratorio. Y eso que era mulato.

    Los proyectos no se dan a huevo. En el subprograma MAR del área de Recursos Naturales, entre el año 2008 y 2012, participaron más de cincuenta científicos en la adjudicación de proyectos. Y a la hora de adjudicar los proyectos a los evaluadores se tuvo muy en cuenta las posibles afinidades o discordancias, para que el proceso fuera lo más aséptico posible.

    Y se justifican. Vaya si se justifican. Científica (si fallas, pierdes casi todas las opciones en las próximas convocatorias) y económicamente (hasta el ÚLTIMO PUTO CÉNTIMO). Yo, en el 2011, tuve una auditoría de un proyecto que acabó en el 2008. Las hacen por sistema. Bien, gracias, sin problema.

    Ese discurso que llevas puesto, Hugo, es el que difunde el gobierno. Vigílalo, que es peligroso. De lo que se trata, de nuevo, es de dejar caer lo público (con que nos den lo que teníamos adscrito en los Presupuestos Generales del Estado, sobreviviríamos, y eso que nos han bajado el presupuesto un 30% desde el 2009). Pero es que no nos dan ni eso.

    Cuando caigan la sanidad y la educación, allí estarán ellos con su sanidad privada y su educación privada, para sacar tajada. Pero si eliminas la ciencia pública NO HAY SUSTITUTO, ya lo he dicho.

    Y un país sin ciencia ES UNA MIERDA.

  10. Stockton Says:

    Don Micro, creo sinceramente que tiene usted más razón que un santo. De todas maneras, el objetivo no tiene que desviarse de la diana para encontrar las causas de lo que pasa. La función pública está llena de gente con altas capacidades tanto de trabajo como de iniciativa (usted y otros que ambos conocemos son un claro ejemplo). El problema está en el mérito y la capacidad de los burócratas intermedios digitales y por supuesto de sus jefes políticos. Ahí es donde la mediocridad se impuso hace ya muchos años y parece que nos quedan otros muchos más de aguantarlo.

    En cuanto al dinero, Hugo, siempre he creído que debería de ser una cuestión de prioridades, y ya sabemos cuáles son las de los políticos en estos momentos (en realidad las de siempre, no han cambiado, pero ahora tienen la excusa perfecta).

    Y efectivamente: un país sin ciencia es UNA MIERDA COMO EL SOMBRERO DE UN PICADOR (no he podido aguantar decirlo también, Don Micro).

    Saludos a su señora y al resto del foro.

  11. eroticon Says:

    “Así que caben dos posibilidades: o son imbéciles (no descartemos nada) o tienen intereses ocultos. Pero esos intereses no pueden estar dentro de las fronteras porque, por ningún lado que intentemos pillarlo, el desmantelamiento de la ciencia nacional puede tener beneficio alguno para el país.”

    Creo que se equivoca, simplemente hay que recortar y buscan hacerlo donde no les duele a ellos, es decir: Donde tienen colocada a su familia, Su voto ya lo dan por perdido.

    La navajilla de ocansión suele resolver estos bricolajes recortativos.

    Dentro de 2 años será peor, habrá un gran acuerdo entre los 2 grandes partidos en lo principal, es decir no tocarse mutuamente los coyons, para eso están los demás. Quizás dentro de 8 años empecemos a ver, más que la luz, las aulas con menos de 40 alumnos. No se lo he querido soltar a Lola pero yo también estuve con más de 40 en el insti, y con más de 200 en la uni.
    Respecto a los intereses ocultos, no están ocultos, son pisos, PISOS Y CHALETS.

    Dele donde más les duele
    y les miente al diablo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: