Mirar el Guernika

la rebelión consiste en mirar una rosa
hasta pulverizarse los ojos.
(Alejandra Pizarnik, El Árbol de Diana).


Mírenlo dos veces.



Hace tiempo alguien me sorprendió comentándome que veía claro que el Guernika de Picasso no era otra cosa que un portal de Belén devastado.

Enarqué una ceja y, en cuanto pude, volví a mirar el cuadro.

Inapelable.

Ahí estaban la Virgen y el niño…

la mula…

el buey…

San José…

(¿qué por qué sé que es San José? Por las flores que crecen de su bastón, convertido en una espada fracturada, en el cuadro. Las flores en el bastón son el atributo pictórico de este santo).

También está la estrella de oriente…

el ángel que anuncia a los pastores…

y los pastores en sí: uno por aquí…

y otra por allá, en actitud de adoración (o a punto de saltar por los aires, según se mire).

Vale, es una aproximación fría a un tema espantoso. Sin dejar de mirar el cuadro como lo que también es (un grito de horror inaugural de una época en la que se vale bombardear de manera sistemática una población civil, con objeto de causar el máximo daño posible a elementos no combatientes), de lo que hablo hoy es de la doble mirada, la que decía Pizarnik. El reconocer que hay gente que saber mirar lo que nadie ve, las ganas de decir, a veces, ese “ayúdame a mirar” que contaba Galeano.

Por cierto: Galeano, mañana once de octubre, a las ocho, Museo de Cádiz (Plaza Mina). Vayan pronto: se llenará.

8 comentarios to “Mirar el Guernika”

  1. Salamandra Says:

    …y la navidad marca el final de una época y el principio de otra.

    Y luego vendría mantener guerras de “baja intensidad” pero lejos para seguir vendiendo armas. Y después que alguno o los dos bandos provoquen crisis humanitarias como parte de la estrategia…

  2. Niña Extrarradio Says:

    Uf, a mi me encanta mirar las racholas, las nubes, las manchas de los restos de un gofre…cualquier cosa sirve para dar rienda suelta a la imaginación. Y luego soy tan tonta para darme cuenta de otras cosas que tengo frente a mi….supongo porque son demasiado reales…

  3. Microalgo Says:

    Y bueno, veo que no soy el primero que le dedica un post a esto.

    Aunque lo mismo nos inspiró a los dos la misma persona. Quién sabe.

  4. princesasinsapo Says:

    No nos da envidia. Ya tenemos plan para ver a Galeano…en Tenerife, el 30 de este mes. Hasta con estadía cerca del sitio, para no perdérnoslo ni tener excusas de pereza…
    Y en cuanto a “la otra” mirada, pues algo así pasa con la literatura también, ¿no? Yo tuve encontronazos bestiales con profes de literatura (siempre eran mujeres) en secundaria porque al leer un texto nos preguntaban: “¿qué creen que quiso decir el autor?” y, dijéramos lo que dijéramos, invariablemente terminaban diciendo: “bueno, pero no, lo que quiso decir el autor es…”. ¿Y cómo sabía ella que el autor quiso decir eso y no otra cosa, ehhhhhh? Ay, me acuerdo, y me da la rabieta de nuevo…

  5. Portorosa Says:

    ¡Oh, la Plaza Mina, con o sin Galeano…!
    Una de las plazas que más me gustan de España, sin duda.

    Un abrazo.

  6. Ronronia Says:

    Oye, qué visión más maja. Me gusta que me cuenten los cuadros, como me gusta que me cuenten la música, que me la “expliquen”, quizás porque tengo poca sensibilidad para ambas artes. Con la pintura me ocurre que la mayor parte me deja indiferente y el minúsculo porcentaje que me mueve las tripas, ése podría estármelo mirando días enteros. Ver conmigo una pinacoteca como el Prado es un tormento, supongo, porque paso corriendo por las salas hasta que llego a un cuadro en concreto, me quedo catatónica delante y así puedo pasarme horas. Pero a veces he ido con alguien que ha tenido la generosidad de contarme un cuadro que no me llamaba la atención y me ha abierto los ojos a la belleza o al interés que yo no sabía captar y, entonces, es una revelación.

  7. Aliena Says:

    Me has dejado ojiplática O_O nunca lo había visto así…buena interpretación!

  8. Microalgo Says:

    No es mía, Dama Aliena. Yo también me quedé a cuadros cuando me lo sugirieron. Y de eso va la cosa. A veces me siento un poco triste por mirar y no ver.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: