Un poco de publicidad, si me lo permiten

elena-bugedo.jpg  La única música que vale es la que me emociona, y la música que me emociona es la música que a mí me sale de los cojones que me emocione (Lorenzo Silva: La Flaqueza del Bolchevique).  

Elena Bugedo canta en el Pay-Pay el viernes

20 de Octubre. No se lo pierdan.

  

Sin faltar nunca a las generales de Bitácoras, las normas de este blog no están estrictamente establecidas, así que no me prohíbo hacer publicidad gratuita. En absoluto. Me permito, pues, informarles de que Elena Bugedo, acompañada y en harmonioso dúo con el argentino Fede Comín, actúa este viernes, día 20, en el Café Teatro Pay-Pay. A quien no la haya escuchado antes, le recomiendo que entre en su página web y sepa lo que vale un peine.

Elena Bugedo no da saltitos por el escenario, ni grita eso de “bailad todos conmigo”, y sus canciones no tienen un estribillo pegadizo que las incluyan dentro de las listas de canciones candidatas a canción del verano.

Sólo es que  nunca (repito: NUNCA) nadie ha conseguido, de momento, ponerme los pelos tan de punta con una aparentemente simple canción como lo ha hecho la Dama Bugedo. Y digo aparentemente porque las canciones de Elena no son simples, ni mucho menos. Aún desde mi ignorancia musical, soy capaz de apreciar que los cambios de tono y los intrincados vericuetos de las melodías de esta cantautora granadina no son triviales.

En cualquier caso, no hay por qué hacer un análisis sesudo de su música. Sólo óiganla, escúchenla y dejen que les pegue con un martillo en el centro del alma, o en ese sitio sagrado que está en un punto indeterminado a sólo tres dedos del ombligo. Fue sólo después de oírla que busqué en la Enciclopedia de las Enciclopedias (internet) cuál era la exacta definición del llamado Síndrome de Stendhal. Y me cuadraba bastante bien.

Sólo ella es capaz de arrugarme por dentro con una canción de amor que no parece decir más que lo que siempre se dice (ven / deshazte sobre mí / destruyámonos los dos), fabulando la vida desubicada de una niña china que conoció en un restaurante en Granada (corazón de tofu / deja ya de reír / que quizá no seas tú / no sea yo para ti) o contándonos el desgarro que supone haberse escondido de todos y de todo (me he escondido / en mi útero vacío / en mi oído / donde guardo tu sonido). Sobre el escenario, “hierática, como una estatua de sal”, con su impecable guitarra, y con una voz a la que el adjetivo “impecable” se le queda corto, Elena Bugedo te sacude las telarañas de las tripas.

La cita inicial del post es de Lorenzo Silva, y está puesta en boca de un personaje bastante mal hablado, pero si le quitamos los tacos, estoy básicamente de acuerdo con ella. Y, como ya he dejado dicho, la música de Elena Bugedo es de las que a mí me emociona.

Ahora bien: después de la actuación, no la busquen: estará escondida.

Anuncios

Una respuesta to “Un poco de publicidad, si me lo permiten”

  1. Microalgo Says:

    Comentarios antiguos a este post:

    1. No está mal, D. Microalgo. He bajado las dos canciones colgadas en la red y me han gustado. Espero que en su concierto sacuda usted bien su alma, pero no pierda la sonrisa… que lo disfrute, amiguete.
    Comentario de carrascus
    2. El concierto de ayer de Bugedo y Comín, magnífico. Me hice con un disco dedicado de sus puños y letras. Si alguien quiere alguna cancioncita de muestra, trato de pasarlo a MP3 y largárselo. Si alguien las quiere todas QUE SE COMPRE EL DISCO (excepto el Señor Adorno, para el que compré otro, que le daré en cuanto lo vea).

    Besotes!!
    Comentario de Microalgo
    3. Es vd. único, estimado Microalgo. Pronto le haré llegar una sorpresita en forma redonda
    Mmmmmmmmm… No, no es un donuts light, que son una guarrería…. Piense, piense….
    Comentario de Arwen Evenstar
    4. Arf. Sí, Miss Arwen. Que no sabe Usted lo que le agradezco esas atenciones para conmigo.

    ¿Van mejor sus cosas? Anime esa cara, ande. Ya voy yo a pegarle un abrazo del nueve, a ver si logro alegrarla algo.
    Comentario de Microalgo
    5. Todo continua sin novedad. Cuestión de tiempo, que ya sabemos que es el mejor inventor de finales (Felices, espero)
    Comentario de Arwen Evenstar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: